Refugiados en Canadá recibirán 2 mil dólares y tiquetes de avión para que regresen a su país de origen.

El programa piloto puesto en marcha esta semana en el Gran Toronto, pretende el retorno voluntario asistido, la cual busca que los solicitantes de refugio en Canadá y cuya solicitud haya sido rechazada y sus apelaciones no hayan sido falladas, se regresen a su país de manera voluntaria y no esperen la orden de deportación.

El programa está apoyado por el Ministerio de Inmigración, la organización Internacional para las Migraciones OIM, la Agencia de servicios fronterizos de Canadá. Dicho programa se extenderá por todo el país dependiendo de los resultados, afirma la información oficial.

En Europa estos programas han surtido un efecto positivo y hoy Canadá lidera esta iniciativa que se puso en marcha en Toronto con un Programa piloto que le ofrecerá a los solicitantes de refugio que han sido rechazados $ 2.000, más tiquetes de avión para quién quiera retornar a su país y no sigan con sus procesos legales.

El anuncio ha generado mucha expectativa y reacciones en relación a lo que pueda pasar en el país, al tanto que ya algunas organizaciones de abogados de Migración y especialistas en el tema precisaron que no va a pasar nada porque hay mucha gente que pese a ello no se quiere ir. Recordemos que la Organización Internacional para las Migraciones ha operado muchos proyectos similares en el mundo durante más de 3 décadas sin antecedentes negativos.

Según el gobierno Federal, lo que se está haciendo es ofrecer un incentivo para que los refugiados se vayan voluntariamente.
De acuerdo al programa, los solicitantes de refugio que clasifiquen en dicho programa se les otorgará el dinero para que puedan impulsar un negocio o al menos subsistan mientras se ubican laboralmente en su país natal, auque para muchos críticos 2 mil dólares realmente no es gran cosa, porque en Europa hay países que les ofrecen más del doble de esta cifra.

En otro de los apartes, el anuncio especifica que los dos mil dolores no se entregarán en todos los casos, todo dependerá del proceso en que se encuentre la persona, es decir si una peticionario de refugio fue rechazada sus peticionarios son elegibles inmediatamente por el total de $ 2.000. Si apelen el fallo y aplican al programa antes de ir a la corte federal para una revisión de la decisión, recibirán 1.500 dólares y si ya recibieron una decisión de la Corte sólo recibirán $ 1.000.

Para ser elegible para el programa los refugiados no deben tener antecedentes penales dentro de Canadá, aparte haber realizado todo su proceso legal acorde a la ley y haber cumplido todo lo que se les ha exigido.

Por ahora no está claro cuánto tiempo tomará para que un solicitante reciba el auxilio y si se entregará dentro de Canadá o cuando llegue a casa.
El traslado de las personas que han perdido su caso de refugio a sus países de origen ha sido un gran problema para el Gobierno, porque la gente no quiere irse sin algún tipo de respaldo porque llegan a sus países luego de varios meses o años en Canadá.

Los abogados de inmigración y de refugiados dicen que la iniciativa ahorrará a los contribuyentes dinero al reducir el costo de los procesos legales de los refugiados, además que evitarán las deportaciones y que las personas se queden en la clandestinidad.

Según ellos el Gobierno federal gasta millones de dólares para rastrear, monitorear y sacar a los que ya tienen orden de deportación.

 

Scroll To Top