En Canadá pingüinos huyen del frío y buscan refugio

Por: Mario Gualy Méndez

 

Montreal, enero 6 de 2018.- Esto ocurrió en la ciudad de Calgary en Canadá en donde los pingüinos de un zoológico tuvieron que buscar refugio debido al intenso frío que por esta época de invierno azota al país.

Los pingüinos rey, una de las cinco especies del zoológico de la provincia occidental de Alberta, están ciertamente acostumbrados al frío, más que las especies como los Humboldt, que prefieren climas algo más cálidos, explicó el curador del zoológico, Malu Celli.

Pero con un frío que empujó las temperaturas por debajo de los 30 grados Celsius bajo cero en la víspera de Año Nuevo y los primero días de Enero del 2018-lo que se sintió como -40°C debido al viento- y con un pingüino de solo cinco meses de edad en el grupo, los funcionarios del zoológico decidieron esta semana establecer en -25°C el límite soportable para estos animales.

Así, llevaron los 10 ejemplares a su recinto con calefacción, donde aún pueden ser vistos por humanos lo suficientemente valientes como para estar afuera.

En varias ciudades de Canadá, las fiestas de la víspera de Año Nuevo se trasladaron a ambientes internos en medio de una ola de frío particularmente brutal y que aún persiste después de los primeros 5 días del nuevo año.

Durante casi una semana, la mayor parte del país ha estado bajo una alerta de frío extremo.

En el transcurso de los primero días del año, la temperatura más fría se registró en Eureka, en el norte del territorio de Nunavut, con -40,5°C. La más alta fue en Prince Rupert, con -7,5°C.

Otras ciudades como Montreal y Toronto soportaron unos de los días más fríos incluido este sábado en donde la temperatura bajo -25 grados centígrados y con sensación térmica de -35 grados C.

Para la semana que viene, Environment Canadá prometió “una tendencia de calentamiento gradual… (y) temperaturas más estacionales a partir del próximo martes”.

Sugirió vestirse en capas cálidas “que puedas quitarte si te da calor”, un lujo que los pingüinos no tienen.

Las Cataratas del Niágara en Canadá y los estados Unidos no resistieron la ola de frío y se congelaron, algo que no ocurría hace muchos años.

Los visitantes pueden contemplar el agua fluir como llovizna en las cascadas que tienen una caída, aproximadamente  de 64 metros, separando a las ciudades de Ontario y Nueva York.

No obstante en las grandes ciudades cerca de la zona se hicieron sentir estas condiciones de frío, como en la ciudad de Nueva York, donde  se vivió unos de los fríos más intensos en su registro de historia. En la zona, cientos de personas presenciaron el tradicional descenso de la bola en Times Square con 12 grados celsius bajo cero, lejos de los 17 bajo cero registrados en 1917.

En general, millones de Canadienses y estadounidenses siguen bajo alerta invernal tras el “ciclón bomba” que azotó la costa de USA.  Aunque el fenómeno meteorológico ya cesó, a su paso dejó temperaturas extremamente bajas, que representan riesgos para la salud en algunos lugares de los Estados Unidos.

 

Scroll To Top